Poder Local

Noticias Municipales para un nuevo País

Jueves, 23 de Marzo de 2017

Tucumán. Un fallo judicial habilita a demoler una casona histórica

Manuel Riva

La Casa Sucar se construyó en 1923. Vecinos e intelectuales lograron frenar su demolición en 2012. Piden que el Estado la expropie.

(San Miguel de Tucumán - 29/12/2016)


Un fallo judicial habilita a demoler una casona histórica
La Casa Sucar, en peligro de demolición.

Una señorial casa ubicada a pocas cuadras de la plaza Independencia de la ciudad de San Miguel de Tucumán tendría los días contados ante la resolución judicial que autoriza a una empresa constructora a demolerla y a intimar a la Municipalidad para que la habilite a hacerlo.

La historia de la reconocida Casa Sucar comienza en 1923 cuando la edifica la familia Barbieri para que sea su vivienda, para luego pasar a mano de los Sucar. Unos años atrás la compró la empresa constructora Viluco, que solicitó el permiso de demolición a fines de 2011. Una serie de marchas, concentraciones y protestas realizada por intelectuales, arquitectos y personajes de la cultura tucumana impidieron que se concrete.

Mirá también: Pulseada para resguardar la Casa Sucar

Muchos creyeron que la situación se había definido a favor de la vivienda, pero ahora la resolución judicial le permitió a la constructora volver a la carga y solicitar un nuevo permiso de demolición. En este sentido, el secretario de Gobierno de la Municipalidad de Tucumón expresó que “así como está la situación, a nosotros no nos queda otra alternativa que cumplir”. El funcionario manifestó su sorpresa porque la casa, que fue sede de la Fundación Vicente Lucci –un empresario de origen italiano ya fallecido que se dedicò a la citricultura, ganadería y la construcción a través de la firma Viluco- no se encuentra incluida en los listados de bienes protegidos por la Ley de Patrimonio. Además, destacó que la posible supervivencia de la residencia está íntimamente ligada a su expropiación, “que representaría una indemnización que el municipio no está en condiciones de realizar”.

La Sala 3 de la Cámara en lo Contencioso Administrativo solicitó al municipio que se expida sobre el pedido de autorización para demoler la casa, que ya en 2012 habían interpuesto los propietarios. Ahora, el tribunal pidió a la Municipalidad que cumpla la sentencia de la Sala integrada por Ebe López Piossek, Sergio Gandur y José Ernesto Soraie. Legisladores de la oposición habían presentado en junio pasado un proyecto de resolución para expropiar la casa ubicada de Salta 532, lugar donde se ubica una serie de viviendas señoriales de amplios jardines y frentes elegantes, como la que ocupa la sede local de Gendarmería Nacional. Entre los argumentos, están las marchas en su defensa y los expresados por el Instituto de Historia de la Facultad de Arquitectura.

PUBLICIDAD

inRead invented by Teads

Un fallo judicial habilita a demoler una casona histórica
La Casa Sucar, de San Miguel de Tucumán. (La Gaceta)

Pese a los antecedentes y pedidos, el gobernador Juan Manzur señaló que tampoco expropiará la casa. Además, en la última sesión de la Legislatura provincial de ayer, los representantes del oficialismo se negaron a tratar sobre tablas el proyecto de expropiación. Al imponer su mayoría, el proyecto debe volver a comisión y se retrasa la posible solución para defender parte del patrimonio tucumano. En este sentido en la página Change.org hay una petición para exigir el tratamiento de una ley de expropiación y puesta en valor de la Casa Sucar. Allí se pide “a la comunidad tucumana y en general” el apoyo para “evitar la demolición de la Casa Sucar, la cual constituye un ejemplo valioso del patrimonio doméstico del Centenario. Esta vivienda posee además de los valores arquitectónicos propios, valores urbanos excepcionales ya que conforma, con las tres propiedades vecinas de similares características, uno de los únicos conjuntos de viviendas de perímetro libre que perduran como testimonio de la ciudad liberal que se consolidó a principios del siglo XX”.

El vecindario se muestra en contra de la idea de demolición y recordaron que en 2012 se pusieron en alerta y marcharon en contra de la idea de construir un edificio de departamentos en el lugar. En la actualidad la casa está descuidada y sin mantenimiento, un contraste fuerte con lo que ocurría años atrás, cuando la vivienda presentaba una imagen impecable y sus interiores cuidados mientras allí funcionaba la fundación.

Un fallo judicial habilita a demoler una casona histórica
La casa Terán forma parte del mismo complejo arquitectónico

“El tema de la Casa Succar y todo el complejo arquitectónico de la calle Salta desde hace meses que está en la consideración pública por la real preocupación de vecinos independientes. Hace más de un año la Comisión de Patrimonio recomendó su expropiación. Hoy, con la piqueta en la vereda a punto de demolerla, los legisladores de la provincia piden leer el proyecto de expropiación para no ir tan rápido”, señaló el gestor cultural e inventor de la “heladera social”, Fernando Ríos. Además criticó que “ningún funcionario ponga su renuncia en la mesa. Si se demuele esa casa, se habilitaría obviamente la demolición de todo el complejo”. Y fue más allá al indicar que “en el mundo la política de preservación es de vital importancia, menos en Tucumán. En estos últimos años las mismas provincias de la región inauguraron museos y centros culturales, pero aquí no podemos ni recuperar el teatro de los salesianos” (en referencia a una sala teatral en un colegio de esa congregación”.

Fuente: Clarín

Volver

 


Subsecretaría de Asuntos Municipales - IFAM
UIM
flacma
FEMP

poderlocal.net
noticias municpales para un nuevo país
++54 11 5038.3257