Poder Local

Noticias Municipales para un nuevo País

Jueves, 26 de Noviembre de 2020

DÍA MUNDIAL DEL MEDIO AMBIENTE

El proyecto de una Bahía Blanca sustentable se va cristalizando con pasos muy firmes

Por Javier Oscar Schwab / jschwab@lanueva.com - Fotos: Pablo Presti y Emmanuel Briane.

"Seguimos haciendo hincapié en el aspecto cultural para que cada ciudadano entienda que debe hacerse cargo de sus residuos y no se puede desparramar la basura por cualquier lugar", dijo Héctor Gay, intendente municipal de Bahía Blanca.

(Bahía Blanca. - 08/06/2020) "Pretendemos que Bahía Blanca, con el correr de los años, se convierta en una ciudad sustentable. Para eso estamos dando pasos firmes, más allá de la amplia problemática de poder abordarla integralmente, y de una sola vez, porque no se depende sólo de decisiones. Hay que evaluar conductas, responsabilidades individuales y distintos frentes de acción”.

Para el intendente municipal Héctor Gay, las características de Bahía Blanca, a la que considera una ciudad principalmente industrial, permiten afianzar múltiples pautas que apunten a la sustentabilidad.

“En diciembre del año pasado se creó la Secretaría de Movilidad Urbana y Espacio Público, cuya finalidad apunta específicamente a los espacios públicos y, en particular, al arbolado. Por primera vez hemos podido incorporar a un ingeniero forestal con experiencia para trabajar en el arbolado existente y en el nuevo, en respuesta a una planificación adecuada a estos tiempos”, señaló Gay.

“Podremos ver espacios públicos, en distintos lugares de la ciudad, más verdes y una sustancial mejora del arbolado”, sintetizó.


Los espacios verdes son cada vez más frecuentes en la ciudad.
En materia de contaminación, el intendente bahiense se refirió a recientes datos estadísticos elaborados por el Comité Técnico Ejecutivo, que relacionó la cantidad de habitantes en la ciudad respecto del número de vehículos existente.

“Bahía tiene un mayor flujo vehicular en relación con la cantidad de habitantes. Y el estudio del CTE reflejó el impacto durante los primeros 20 días de la cuarentena, cuando la circulación estaba absolutamente restringida. Cuando pocos circulaban el nivel de contaminación bajó notoriamente, lo que nos muestra fehacientemente cómo impacta en el medioambiente el parque de autos que tenemos. Se hizo más notorio porque el grueso de las industrias siguió trabajando, y de ahí que el desafío pasar por reducir ese gran movimiento de vehículos”, aseguró.


Los controles en el CTE son rigurosos y arrojan buenos resultados.
-¿El tratamiento de los residuos también resulta un tema complejo?

-Sí. Bahía cuenta con un relleno sanitario, siendo uno de los pocos distritos de una amplia región que no trabaja con basurales a cielo abierto. Para el municipio significa una inversión muy importante, uno de los contratos más altos, pero entendemos que si bien no es el mejor de los sistemas que hay en el mundo, tiene una gran ventaja respecto de los denominados basureros tradicionales.

“Siempre estamos trabajando para mejorar, incluso en el tema recolección. Nos queda mucho residuo tirado en lugares no apropiados, como baldíos o plazas, porque existe gente que aún no ha tomado conciencia. Seguimos haciendo hincapié en el aspecto cultural para que cada uno entienda que debe hacerse cargo de sus residuos y no se puede desparramar la basura por cualquier lugar”, apuntó Gay.



-¿Qué le genera la buena repercusión que ha tenido el programa Eco Canje?

-Es un excelente programa, donde toda la comunidad aporta. Hay una ruta segura de nuestros residuos con posterior devolución del compost. Es un emprendimiento que ayuda a las comunidades a tomar conciencia en esto de cambiar conductas.

“El último sábado de febrero, días antes del inicio de la cuarentena, nos concentramos en el Parque de Mayo, cerca de los juegos, entregando bolsas reutilizables, el fertilizante orgánico a cambio de botellas de plástico, papel, cartón o tetra pak. Se ha transformado en un clásico y cada vez se suma más gente.

“Tiene un doble sentido: concentrar los residuos y juntarlos, e ir creando conciencia, que es lo que más cuesta para determinados grupos etarios, siendo los jóvenes más proclives al cambio”.

-¿Qué evaluación hace de la calidad del agua de red, tan importante para la salud de los habitantes?

-Es constante el tratamiento y el análisis realizado tanto por las autoridades del agua como por la empresa prestataria (ABSA). El municipio, semana tras semana, a través de bromatología, realiza controles en distintos puntos de la ciudad, siendo algunos fijos mientras otros se van rotando. Hace bastante tiempo se nota una adecuada calidad del agua, dentro de los parámetros del código alimentario.

“Disponer del Dique (Paso Piedras) con un nivel elevado de caudal de agua ayuda. En el verano nos preocupó alguna baja, pero las últimas lluvias contabilizadas en las sierras permitió recuperar caudal y cuando éste está a pleno la calidad mejora. ABSA, más allá de algunas dificultades en materia presupuestaria, siempre mantiene como prioridad la calidad del agua y la gente puede estar tranquila de que se realizan los controles permanentes.

“El municipio puso mucho énfasis en el sector de bromatología. Se construyó un edificio nuevo con equipamiento para el control de calidad. Está ubicado en la zona de la delegación norte”, remarcó.


El caudal del dique Paso Piedras, en uno de sus niveles más altos.
-¿Cuál es el grado de eficiencia del CTE para el control medioambiental de las industrias?

-Con el correr del tiempo Bahía Blanca ha ido solidificando un Comité Técnico Ejecutivo con profesionales de diferentes especialidades para el control y monitoreo de las industrias de tercera categoría. Se realizan con mediciones continuas y de contaminantes en la atmósfera en tiempo real. Además, recibe y responde a las denuncias de los vecinos a través del 911.

“Estamos contemplando, cuando pase esta pandemia, que la gente pueda realizar visitas para ver cómo se trabaja en el CTE. Hay muy pocos parangones de este tipo y sirve de ejemplo para muchos de quienes vienen a copiar este método tan eficiente.

“A través de los fondos que surgen de la denominada tasa ambiental se trabaja permanentemente en capacitación e incremento de técnicos para ir mejorando la calidad de controles. Más allá de la polémica o infracciones labradas que culminan en la ciudad de La Plata y que no siempre tienen el correspondiente castigo porque la municipalidad no está habilitada para ello, sin dudas el CTE cumple una función que ha ido mejorando en calidad y eficiencia”, aseveró Gay.

-También se habilitó un nuevo punto sustentable el en Bahía Blanca Plaza Shopping.

-Sí. Es parte de un programa para ir creciendo en esta modalidad de poder compactar los residuos secos y limpios (metal, plástico, papel y cartón). Por suerte se pudo reabrir en este sitio tan importante, aunque tenemos proyectados otros para distintos lugares de la ciudad una vez que se deje atrás todo esto de la pandemia que nos afecta.


Matías Insausti, subsecretario de Gestión Ambiental.
“Resalto la labor y las ideas del nuevo subsecretario de Gestión Ambiental, Matías Insausti, quien elaboró un plan de mediano y largo plazo para avanzar con estos puntos en distintos sectores de la ciudad. Lo importante es contar con la colaboración de la gente para tener una ciudad más limpia y más sustentable, aunque serán cambios culturales que se irán manifestando con el correr del tiempo”, puntualizó Héctor Gay

Fuente: La Nueva Provincia

Volver

 


Subsecretaría de Asuntos Municipales - IFAM
UIM
flacma
FEMP

poderlocal.net
noticias municpales para un nuevo país
++54 11 5038.3257