Poder Local

Noticias Municipales para un nuevo País

Martes, 7 de Abril de 2020

En Pilar, el nuevo intendente no tiene despacho: está clausurado

AUGUSTO LAROS*

Es por una actuación de la Justicia federal contra Diego Bechis, el exintendente preso. Leopoldo Grumstrup (UCR) busca oficina.

(Pilar, Córdoba. - 15/12/2019) En la vereda. Leopoldo Grumstrup, flamante intendente de Pilar, en el exterior del municipio. Su despacho está clausurado por la Justicia. (La Voz)
En la vereda. Leopoldo Grumstrup, flamante intendente de Pilar, en el exterior del municipio. Su despacho está clausurado por la Justicia. (La Voz)

En la Municipalidad de Pilar abundaron los sucesos extraordinarios en los últimos años. El exintendente Diego Bechis fue detenido en febrero de 2018, este año se volvió a postular desde la cárcel, y hoy es concejal electo.

Por el avance de la causa judicial en la que se investiga una presunta estafa millonaria al municipio a través de la venta de tierras a un particular, tras la detención de Bechis Pilar tuvo cuatro intendentes en un año y también fueron suspendidos los cuatro exediles oficialistas.

Los sucesos extraordinarios siguieron tras la asunción de Leopoldo Grumstrup (UCR): el nuevo intendente de Pilar no tiene despacho porque la oficina municipal fue clausurada por la Justicia federal. “La oficina del intendente está clausurada en una causa en la que se investiga un presunto hecho de lavado de dinero que involucra al exintendente Bechis”, señaló Grumstrup a La Voz.

Dada esta situación, Grumstrup señaló que gestiona un espacio en una institución local, fuera del municipio, que le permita recibir a los vecinos. Según explicó, las demás oficinas están siendo ocupadas por otras áreas, con tareas operativas.


“Tampoco me dejaron la llave de la oficina del intendente; la última persona que estuvo a cargo del municipio se la llevó, alegando ser el depositario judicial. No corresponde”, comentó Grumstrup. Se trata de un lujoso despacho de tres ambientes, equipado con muebles antiguos.

Aunque asumió el cargo el pasado 10 de diciembre, desde entonces el municipio estuvo cerrado al público por una auditoría que la nueva gestión.

Según comentó Grumstrup, no fue posible realizar una transición porque no había encargados de área en la Municipalidad.

“Nos encontramos con un municipio devastado. Tenemos más de cien juicios y una deuda millonaria. A la planta política se le deben seis meses. Hay que arrancar de cero”, explicó.

Contó que durante la auditoría detectaron irregularidades. Dijo que faltan calefactores, grupos electrógenos, instrumentos musicales y hasta controles remotos de los aires acondicionados.


*Corresponsalía

Fuente: La Voz del Interior

Volver

 


Subsecretaría de Asuntos Municipales - IFAM
UIM
flacma
FEMP

poderlocal.net
noticias municpales para un nuevo país
++54 11 5038.3257